Actualmente, existen cientos de diferentes aplicaciones para Android que pueden oficiar de traductores. Estos desarrollos se deben a la necesidad que tenemos hoy de traducir frases, palabras y hasta párrafos de forma instantánea, sin tener tiempo de consultar con traductores humanos.

Dentro de las aplicaciones que están siendo ya utilizadas por muchas personas en el mundo podemos mencionar al tradicional Google Translate, que puede traducir de inmediato en otras tareas. Ofrece la posibilidad de traducir en decenas de idiomas, y su característica más destacada es la traducción instantánea a través de una cámara. A partir de esta aplicación que según las encuestas es la más popular, podemos mencionar otras como el traductor de Microsoft, Translate Voice, Easy Language Translator, Pons e iTranslate entre muchas otras.

Pero debemos preguntarnos si estas aplicaciones pueden reemplazar un servicio de traducción académica provisto por traductores humanos profesionales. Definitivamente, la respuesta es no. Las aplicaciones para traducir pueden tener una información muy completa y hasta excelente de cada idioma que traducen y de las lenguas objetivo, pero según los expertos en traducción nunca van a poder analizar el sentido de las palabras y las frases de acuerdo con el tema, el contexto y la intensión que realmente quiso darle el autor.

Los mismos traductores e intérpretes profesionales han adaptado su profesión a la tecnología y utilizan una variedad de herramientas de traducción asistida, como por ejemplo, TRADOS, Dèjá Vu y Wordfast, entre otras. Pero esta tecnología es solo un soporte para lograr mejores traducciones. Un ejemplo de esta modernización de la profesión de traductor es Protranslate – Servicio de traducción profesional, una agencia que ofrece un servicio de traducción profesional realizada por personas dedicadas especialmente a esta tarea y preparadas en el ámbito académico correspondiente.

Entonces, de las aplicaciones de traducción para Android podemos decir que son una buena herramienta para solucionar un problema de traducción urgente y pequeño, pero si se necesita una traducción de un texto que requiere responsabilidad y exactitud, es necesario contratar a traductores profesionales reales, que puedan traducir las sutilezas de un texto sin importar el tema ni su dificultad.